Soy Travel Blogger

En las últimas semanas me ha tocado responder en muchas ocasiones a estas preguntas: “¿Cómo le hiciste para tomarte unas vacaciones taaann largas este verano?”. “¡Pero yo pensaba que no ibas a regresar!”. “¡Esas vacaciones fueron interminables!”.

 Algunos las hacían con genuina curiosidad y empatía. Otros, con una pizca de “envidia de la buena” (¿o no tan buena?) y hasta con un dejo de incomodidad (“porque, ¡cómo se puede vacacionar tanto”!) que no se inmutaron en disfrazar. Otras de las expresiones que he escuchado son: “¡¿Pero te ganaste la lotería?!”, o “¡A ese vasco (mi marido) le está yendo muy bien en el trabajo!”. Una perla fue: “Que bueno es estar vago y no trabajar con horario de esclavo como yo!”. ¡Plop!

Este verano estuve un mes y medio fuera del país. No me ausentaba así desde que era niña y mis padres me enviaban a donde la familia en Estados Unidos.

Lejos de sentirme que tengo que dar explicaciones o justificaciones, a todos los que me han preguntado por lo que parece haber sido un “exceso de vacaciones” les he respondido pletórica, con el corazón agradecido de sentirme bendecida y saber que es cierto que el universo conspira a tu favor cuando crees en ti y le pones dedicación a lo que quieres. Si algo está cerca de la satisfacción y la plenitud es poder llegar a un punto en la vida donde lo que has ido trabajando, construyendo y planificando por años ves que empieza a materializarse.

A ver, no es que cuando inicié la carrera de periodismo tenía claro que quería convertirme en “Blogger de viajes”. En ese entonces la palabra blog era desconocida para la mayoría, y el incipiente internet no conocía de redes sociales.

La realidad es que de ese fabuloso viaje de mes y medio solo pagué una noche de hotel. Una primera etapa fue de trabajo. Luego, en los tres destinos que visitamos (en dos continentes diferentes) nos alojamos donde los familiares de mi esposo y los míos ¡Pero los detalles del viaje y los lugares explorados en los próximos posts! 😉

Tampoco fue todo ocio. Una de las ventajas que te da ser free lance, y la tecnología, es poder trabajar a distancia. Hago relaciones públicas y otros trabajos relacionados a la comunicación y me llevé algunas misiones a las que tuve que hacer su espacio.

Desde muy joven tuve claro que algún día quería ser dueña de mi tiempo, conocer muchos lugares del mundo y trabajar en algo que me apasionara. Y les digo que el tipo de vida que quieras llevar puedes soñarlo, diseñarlo y materializarlo. Claro, no es con una varita mágica, requiere muchas veces de más esfuerzo, riesgos, inversión y tiempo del que quisiéramos.

Fueron más de 22 años de experiencia en medios de comunicación, muy especialmente en televisión. Fui productora, reportera, presentadora de noticieros (TV Anchor), corresponsal internacional y hasta tuve un programa de televisión propio junto una valiosa colega. A propósito de colega, debo destacar que en todas mis experiencias en televisión tuve la dicha de trabajar con gente muy profesional y de gran corazón de la que aprendí mucho, tanto en lo laboral como en el terreno humano.

Gran parte de esos años trabajé muchas horas al día, a veces varias semanas de corrido sin fin de semana libre ni día de descanso. Y aunque durante gran parte de ese trayecto no dependía de un horario especifico, no podía manejar mi tiempo, porque la noticia no descansa. Y así me perdí de momentos importantes. Tuve que salir corriendo de muchas actividades familiares, o disparada de mi cama en horas de la madrugada como bala de cañón o ginecólogo con parto de emergencia. 

 

En la Costa Norte cubriendo uno de los tantos huracanes que han azotado a la República Dominicana
Durante el terremoto de Haití en el 2010

Estoy muy clara que un factor que hizo mucho más fácil que tomara la decisión de dejar la televisión es que el tema de “la presencia en pantalla” para mí nunca fue un fin, sino un medio. Me encanta el arte de informar con imágenes mucho más que la idea de verme saliendo en la tele. Ojo, con esto no digo que no disfruto un montón tomar un micrófono y hablar en cámara. Tampoco digo que todo el que sale en los medios es solo por ego. No, jamás. Hay mucho profesional serio y dedicado. Pero seamos sinceros, que también hay mucho de figureo puro y duro.

Y llegó un momento en el que sentí la necesidad de frenar la máquina, hacer una pausa y replantear mis objetivos y prioridades. Y, ¿por qué no?, darle rienda suelta a eso que coqueteaba conmigo desde hacía ya un tiempo: inspirar a las personas con relatos de lugares fascinantes.

La pasión por viajar me viene desde niña. Mi madre trabajó por una década en la línea aérea nacional Dominicana de Aviación. Luego mis padres tuvieron agencia de viajes por muchos años. En esa etapa conocí lo que es hacer turismo interno y me enamoré de diversas zonas de nuestra República Dominicana.

Luego, de adolescente, como en verano ayudaba a mami en la agencia (Viajes Cervantes), se me pegaron varios viajecitos internacionales. De los más memorables, la primera vez que visité España en un Fam Trip por Extremadura y un crucero por el Golfo de México donde la agencia llevó un tour de más de 100 personas.

Ahora bien: ¡¿a quién no le gusta viajar?! O sea, Onysela, no te creas tan especial… jajajajaja. Claro, habrá unos más emocionados que otros con el tema; unos que prefieren un tipo de destino o desplazamiento. Pero, al final, de una forma u otra, creo que es algo que viene en el ADN humano. La necesidad de moverse, romper con lo cotidiano, de explorar, de vivir nuevas experiencias.

Y esto me impulsó a crear Mis Viajes Mi destino. Hace dos años empecé este blog, a manera de hobby, desde un dominio gratuito. Desde hace un año, con el rediseño del talentoso Giancarlo Briceño y sus coaching de neuromarketing, es ya una plataforma formal. 

Foto: Alejandro Tintori

Aquí van a encontrar una sección dedicada a nuestra inagotable isla, que tiene tantos lugares de ensueño que debemos promover y también proteger. Así como viajes internacionales, en especial de destinos ubicados en Europa y Estados Unidos

No pueden faltar recomendaciones de las mejores opciones donde comer o tomar ese “signature  cocktail”. Y, como por el momento no puedo viajar como quisiera, también en el blog tengo un segmento dedicado a entrevistas donde amigos colaboradores cuentan y dan tips sobre sus viajes fabulosos.

La idea es transportarlos con mis narraciones a esos destinos que aún no conocen, o entusiasmarles con nuevas experiencias en lugares que ya han visitado. 

No puedo decir que me gano la vida con esto, pero les aseguro que estoy trabajando en ello 😀  Mientras tanto, ¿que cómo le hago para viajar “tanto”? ¡Les juro que no es tanto! Pero mientras llega ese “tanto”, aprovecho cada viaje familiar, por algún trabajo y cuando he podido, ¿por qué no?, me le pego al esposo en algún viaje de negocio. ¡A Quisqueya la Bella trato de explorarla cada vez que puedo! Y si, también he recibido invitaciones para conocer nuevos hoteles y lugares.

Por el momento mi gran paga, invaluable, por más cursi y cliché que suene, les juro que son los comentarios de ustedes y sus testimonios de cómo les motivó la reseña y de qué manera los ayudó cuando fueron a ese destino.

Hacer un post implica horas y horas de trabajo, que solo el que tiene un blog al que dedica tiempo se puede imaginar. Es hacer el texto, que no es tarea fácil. Sin musa no llegas a la gente. Buscar información para complementarlo y aportar valor, Leerlo, releerlo, corregirlo… ¡y repetir!

Y eso sólo es el texto, tediosos son los detalles técnicos para “subirlo”; como las fotos (yo uso demasiadas, my bad), las etiquetas, estas palabras en negritas que leen, los hipervínculos y otros más para que “San Google” lo haga visible, y quede atractivo para los lectores. Luego promocionarlo…etc, etc…Pero este no es todo el trabajo.

Durante mis recientes y “largas” vacaciones tomé conciencia de que ya no viajo ni viajaré como antes. Me he auto echado un conjuro del que creo no podré despojarme jamás.

Ahora veo los lugares desde otra perspectiva. Quiero ser los ojos de muchos, mostrarles lo imperdible de los sitios que visito. Ahora viajo más alerta, atenta. Un cuchillo este de doble filo porque por un lado aprendes más y por otro también te puedes agobiar.

Es tratar de hacer magia con la cámara de mi celular, que por ahora es mi único medio visual. Es esperar a la mejor luz, buscar el mejor ángulo. Tomar notas, buscar datos. Créanme, es un trabajo muy trabajo. 

Sigo a muchos viajeros y blogueros que me inspiran y motivan. No les niego que a veces me encuentro a mí misma preocupada con el mar de gente haciendo esto porque no sé si tendré la posibilidad de que mi trabajo se destaque y llegue a tener éxito comercial con tanta competencia. ¡Pero la realidad es que eso pasa en todas las carreras… hay que correr!! Jajaja, pero también hay que buscar la línea propia, crear tu marca y lograr empatía. 

Algo que me encanta es que la gran mayoría de los que han tenido éxito en esta área tienen un denominador en común: no parecen tener egos inflados, o vivir en una agónica competencia con los demás.  Tienen una buena vibra, muy palpable, y entre sus objetivos está alguna acción social para beneficiar a los lugares que visitan.

Por los Haitises. Foto: William Ramos

 Pues eso es. Y así me encuentro en este punto de mi vida. En un nuevo comienzo donde quiero vivir al ritmo de un compás sobre un mapa, no de las manecillas del reloj.

 

¿Que te pareció el articulo? !Me encantaría saber tu opinión y que estemos conectados por aquí!

→ ¿ Sobre que te gustaría leer en este blog? ¿Cual es tu viaje soñado?

Contesto todos los mensajes, por lo que asegúrate que le das a la opción de recibir mis respuestas para que te llegue la alerta 😉

¡HASTA LA PRÓXIMA AVENTURA!

firma_ony_valdez boton-no-olvides-dejar-tu-comentario
Acerca de Ony Valdez 47 Articles

Ony Valdez Periodista, Productora, Locutora, Relacionista Publica y Bloguera. Fundadora del Blog http://www.misviajesmidestino.com Si quieres escribirme un correito, puedes ir a la sección de contacto.

13 Comments

  1. Woooo..chica Linda, me encanta como escribes,eres un genio de las comunicaciones, te felicito. Sigue adelante tus proyectos son maravillosos, muchos éxitos.te admiro.

  2. Onysela Dios te ha premiado con el carisma de la comunicacion.Tus lectores disfrutamos tus narraciones en tal forma que nos sentimos presentes en el mundo que nos describe. Apenas tenia dos años y medio cuando intui que seria una gran comunicadora, al preguntarme : ” Papi, por que los hombres y las mujeres son iguales atras y adelante no?” Responderte a tu edad, no me fue facil, me senti desarmado, y solo atine a decirte, por eso es que uno es mujer y el otro hombre. Hoy me siento orgulloso porque el don que Dios te ha dado lo sabes poner la servicio de los demas. Felicitaciones y adelante!

  3. La idea es que el mundo sea tu hogar… y nunca estar mas de dos semanas en un lugar. It takes genious minds ro understand genious minds. Vive y sigue inspirandonos a hacer lo mismo. Te deseo mucha libertad y felicidad! Rossa

  4. Me ha ENCANTADO este post!!! Pues es así, hacer lo que a UNO lo haga feliz!
    Ahora cuando viajo solo me acuerdo de algún post tuyo 😀 ya sea para tomar tomar de esas fotos artísticas y enviártelas jaja, o para recordar que hay que empaparse de todo.

    Xoxo

  5. Wow!!Me ha encantado!! Sumamente inspirador,te felicito.
    Uno de mis viajes soñados en este momento: Turquía, especialmente Estambul😍Me parece una ciudad fascinante.

    • Gracias!! Hermosa ciudad Estambul, sin dudas! Cuando vayas lugares imperdibles para visitar son La Mezquita Azul, las termas y el El Gran Bazar. No muy lejos está Izmir, donde nació La Virgen María, ahí se puede hacer un tour en camellos y visitar las ruinas de Efesos. Capadocia, con sus globos aerostático también es un destino de moda para visitar en la bella Turquía. En cuanto a la gastronomía si te gusta la comida exótica no tendrás problemas. Cuando fui lo único que no me gustó fue el café😝☕ Ahh y hay que tener cuidado, a veces se puede encontrar uno a gente agresiva, aunque por lo general con los turistas son muy amables.
      Ojalá puedas ir pronto!! 💖

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*