Gran Meliá Fénix, El Hotel De Madrid Inspirado En La Inmortalidad

En el Post anterior te narraba mi experiencia en FITUR 2017 (◄— aquí enlace para los que quieran ir), una de las ferias internacionales de turismo más importante que cada año se celebra en Madrid y donde República Dominicana siempre se destaca.

Viajé  con el grupo de prensa que llevó  el Banco Popular y nos tocó  vivir la experiencia de ser alojados en el Gran Meliá  Fénix. Tan pronto entras al lobby, puedes deleitarte con su elegante y majestuosa decoración, y en poco tiempo te sientes a cuerpo de rey, consentido como el más distinguido de los huéspedes, con todo el confort y las atenciones de primera que se espera de un hotel 5 estrellas, pero con un twist muy especial que es parte de su sello característico.

hotel-fenix-lobby
Vista del Lobby desde escalera central
hotel-fenix-lobby4
Una de las áreas del lobby del hotel

No dejan de sorprenderte desde que llegas hasta que te vas. Los detalles forman parte de una experiencia para los sentidos que será inolvidable. Aún recuerdo, por ejemplo, los aromas en la habitación y los pasillos. La visual se recrea de mil maneras, y el paladar…ahí dice: “Apártate!”.

Desde el 2003 forma parte de los tres hoteles en Madrid miembros del selecto The Leading Hotels of the World.

Hay que apuntar que desde su apertura, en 1953, han desfilado por el Gran Meliá  Fénix celebridades de la talla de The Beatles, Cary Grant o Rita Hayworth, entre otras muchas personalidades más.

Para mí, este hotel, en su decoración y concepto, redefine el lujo tradicional con toques vanguardistas, donde se sentirán más que a gusto tanto sus huéspedes de edad madura como los cada vez más exigentes millennials.

La primera buena noticia que recibí al llegar fue cuando durante el registro me dicen que estoy en la categoría del “Club RedLevel”. No sabía bien a qué  se refería, pero sonaba bonito, y no tardé  en comprobar con mucho agrado que había recibido un mega upgrade.

hotel-fenix-lobby3
Posando a lo “Fachion-blogger” :p Una mañana en el lobby mientras esperaba a los colegas para salir a cubrir FITUR.

Inmediatamente después del check in en la recepción principal, aparece Laura, una elegante y muy atenta joven con un precioso vestido rojo. Parecía una modelo de pasarela. Me saluda con la mano en el corazón y luego voy viendo cómo otras damas del personal hacen lo mismo al ver un huésped. Son las encargadas de hacerte sentir como en tu casa.

Me acompañó  al exclusivo piso 7, donde los que se alojan bajo la sombrilla del Club RedLevel  tienen su recepción y un lounge privado para desayunar. Durante el día puedes degustar tapas y bebidas Open Bar. Tiene una linda Terraza climatizada. También dispone de Salón-Biblioteca con TV y música, entre otras comodidades.

En este piso se encuentran las suites con vistas panorámicas de Madrid.

Me daban toda esa información y otras más, como lo fabuloso de su spa Thai Room Wellness, y un pase de cortesía para un pequeño masaje, y solo pensaba en el poco tiempo que disponía para disfrutar de todo eso… “Para otro viaje será”, me dije, (eso espero), pero algo pude aprovechar y es lo que aquí te cuento.

LA HABITACIÓN

Al entrar a mi habitación quedé  gratamente fascinada, no siempre se tiene la suerte de alojarse en un lugar espacioso en una capital como Madrid.

A los pocos minutos volví a quedar encantada. Tocan a mi puerta y una simpática joven entra con una bandeja con lo que era mi “merienda de bienvenida”. ¡Bastó  intercambiar unas poca palabras para darme cuenta que era dominicana! Se llama Edilenia y hasta hablamos de Edilenia Tactuk, la talentosa y famosa tocaya que tiene en la isla.

Mi merienda se trataba de jamón ibérico con otras delicias que devoré  en nada, pues hacía poco que había llegado del aeropuerto y en breve debía estar en una rueda de prensa.

Me tocó  la habitación tipo PREMIUM, de unos 30 m2, en el 5to piso, súper bien distribuida. Según leí en la descripción, se caracterizan por su decoración clásica, al estilo inglés, con todas las comodidades y el lujo que se puede esperar. Lo único que me faltó fue una plancha, pero tienen el servicio de lavandería y la primera pieza corre por la casa.

Algo súper importante para los que vamos con fines de trabajo es la conexión wireless que tienen, de alta velocidad sin coste.

Habitacion-Gran-Meliá-Fénix
Mi habitación en el Gran Meliá Fénix

Cada tardecita, al llegar a la habitación, encontraba algo delicioso, junto a una nota personalizada que te da la sensación de que las palabras vienen de alguien que te conoce bien y te tiene cariño.

Una de las tardes me dejaron una exquisitez a base de foie, yemas de huevo, olivas, un pan recién hecho y un vinito tinto. ¡Más riicooo…!

hotel-fenix-detalles-habitacion
Detalles en la Habitación

LA EXPERIENCIA GASTRONÓMICA

Mi experiencia no fue muy amplia, pero me bastaron los suculentos desayunos, un sándwich (súper gourmet) que me comí de almuerzo un día y algunas meriendas para comprobar que se esmeran, como debe ser, en esta materia.

hotel-fenix-desayuno-2

Y la experiencia deliciosa no es sólo para el paladar, si no para todos los sentidos. Los detalle, en ocasiones, me dejaron sin palabras, como la mañana que desayuné  mi plato favorito acompañada de mis flores favoritas (cambian las flores del desayuno a diario). Fue mágico.

Huevo benedictine y tulipanes ¡me hicieron el día feliz!

El Gran Meliá  Fénix presume de su cocina y cocteleria de autor y no es para menos. El Restaurante CARAY es un “it place”, es decir, de los puntos de encuentro de moda en Madrid.

Se trata de cocina española elaborada por el Chef Miguel Román, en un lujoso espacio que fue diseñado por Lorenzo Castillo, uno de los rostros más famosos del diseño español. Su menú, de platos tradicionales, tan solo de leerlo se te hace agua la boca.

Para los amantes de los vinos tienen delicias seleccionadas por el destacado sommelier Valerio Carrera.

Dry Martini Bar by Javier de las Muelas

Es una de las anclas y grandes aciertos, entre muchos que tiene este hotel.

Cuando mi amiga viajera Claudia Svelti se enteró  de que estaba hospedada ahí lo primero que me escribió  fue: “¡¡Tienes que ir a Dry Martini!!”. ¡Y claro que le hice caso!

La segunda noche, luego de una extensa cobertuta de Fitur durante el día, que se extendió  hasta la cena de gala que el Banco Popular da cada año en este marco para sus clientes y relacionados del mundo turístico, brindé  conmigo misma en este espectacular lugar.

Dicen que el Gin Tonic de aquí es como en ningún lugar, pero yo degusté  uno de mis cocteles favoritos: Apple Martini. Los ingredientes de primera que utilizan saltan a la vista y al paladar. Yo los preparo, y soy muy exigente con mi trago consentido. Debo decir que estaba delicioso e impecable. Valió  cada euro de los 14 que costó.

hotel-fenix-dry-martini
Apple Martini del Dry Martini Bar

El Dry Martini cocktail bar es un lugar de culto para los sibaritas y amantes de la coctelería de autor, cuenta en la actualidad con numerosos premios y fama internacional.

Está  decorado al más puro estilo inglés. Diseños en cuero, madera y latón. Permanece por séptimo año consecutivo en la lista de los 50 mejores bares del mundo, siendo en la actual edición el único bar español, 4º mejor bar de la historia y primero de Europa. O sea que, como ves, se trata de un big deal.

Además de su acogedor salón, tiene una terraza exterior, como dirían en España, “muy mona”, que en los días no tan fríos es una referencia absoluta de la coctelería en Madrid, quedando en uno de los puntos más céntricos: Plaza de Colón.

LOS ALREDEDORES

Una de las ventajas que tiene este hotel es lo céntrico. En Calle de Hermosilla 2, está  ubicado en el Barrio de Salamanca, junto a la calle de Serrano (colmada de tiendas), Velázquez, Goya y Paseo de la Castellana. Frente al Casino de Madrid y del centro gastronómico Platea.

A 10 minutos a pie de la Gran Vía, queda en plena Milla de Oro y en el área gastronómica de moda de la ciudad y de los principales museos, como el Museo del Prado, el Thyssen y el Reina Sofía.

Muy cerca, además, de la Plaza de Cibeles y de los Paseos del Prado y Recoletos. Es decir, que andando puedes llegar a los principales lugares para visitar en la capital española.

En este viaje solo tuve la oportunidad de caminar un par de horas por los alrededores. Anduve por Serrano a ver qué  rebajas se me pegaba, di una vuelta por la Plaza Colón y aproveché  para ir al Palacio de Biblioteca y Museos Nacionales, a pocos metros del hotel. También paseé  por la Castellana, donde sus árboles son encantadores en todas las estaciones del año.

Bibioteca Nacional-Museo-Madrid
Bibioteca Nacional y Museo de Madrid
hotel-fenix-calle
Vista del Hotel Gran Melía Fénix desde la Calle Goya
Paseo-de-LaCastellana
Paseo De La Castellana

 

LA DESPEDIDA

La tercera y última noche encontré esta nota de despedida junto a una pluma roja, donde narran el hermoso origen del significado del Ave Fénix, de quien toma el nombre el hotel.

Me encantaron sus últimas líneas, que rezan:

“Al igual que el Ave Fénix resurge de sus cenizas, se renueva nuestra ilusión con el deseo de recibirle de nuevo y muy pronto”.

Y confío en que así sea 😉

¿Te gustó lo descrito del hotel?

Si lo has visitado, ¿qué sugerencia le hicieras?

De poderlo visitar, ¿qué experiencia te gustaría vivir aquí?

¡Déjame saber y hasta el próximo post de Mis Vaijes Mi Destino! 😉

firma_ony_valdez boton-no-olvides-dejar-tu-comentario
Acerca de Ony Valdez 46 Articles
Ony Valdez Periodista, Productora, Locutora, Relacionista Publica y Bloguera. Fundadora del Blog http://www.misviajesmidestino.com Si quieres escribirme un correito, puedes ir a la sección de contacto.

4 Comments

  1. Waooo que chulería , quiero ir Yaa!!
    Aqui es donde digo mis frases fijas… momentos tentadores, fotos que dan hambre, lugares incomparables!!
    Gracias Ony por llevarnos contigo en cada momento!
    un abrazo amiga!

  2. Que chulería de artículooo! Como escribes y describes todo es como si uno viviera esos mismos momentos. Yo que me quedo ahí siempre que voy a Madrid, Viví exactamente cada palabra que pones aquí. JAVIER LAS MUELAS #theBestMartinisEver

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*