Cómo Viajar En Familia Y No Estresarte En El Intento

firma_ony_valdez boton-no-olvides-dejar-tu-comentario

Lo sé desde muy pequeña: ¡hay una vibra mágica que cambia el ánimo y actitud de las personas cuando dejan a un lado lo cotidiano y se dan un merecido escape! Y ese efecto se multiplica cuando se viaja en grupo con los que más quieres.

Hay diversos estudios realizados que demuestran que las familias que suelen viajar unidas experimentan menos conflictos. Es decir, que cabría muy bien aquí el lema de: “¡Familia que viaja unida permanece unida!”.

Nunca se me olvidará la impresión que me dio cuando vi en la galería de fotos de un crucero la que nos tomaron a mi padre y a mí el día anterior, cuando abordábamos. Yo tenía 16 años y mi padre estuvo a punto de no ir al viaje por su intenso trabajo. Hasta ese momento no me había dado cuenta cómo le había cambiado el rostro por arte de magia desde que pisó el barco. Lucía radiante, relajado y rejuvenecido. Totalmente lo opuesto hacía un par de días atrás ¡Y las vacaciones apenas comenzaban!

Montones de estudios y encuestas en diversos lugares del mundo sobre los viajes en familia reflejan que más de la mitad de los niños encuestados opinan que les gustan más sus «padres de vacaciones» que sus «padres de todos los días».

Un factor importante es que los padres, en general, se desconectan de los afanes laborales que suelen producirles estrés y distanciarlos afectivamente de los suyos.  Además, por lo regular, viajar disminuye el uso de la tecnología en los niños y adolescentes, y les permite vivir nuevas experiencias, como tener más contacto con la naturaleza.

Viajar en familia es una forma muy positiva de fortalecer vínculos y crear memorias positivas para toda la vida. Puede convertirse en algo fascinante, eso sí, ¡tienes sus desafíos!

Mis amigos Eliana Taveras y Jorge Montalvo con sus hijos este año en Disney

Aquí te comparto algunos tips, para hacer de tu viaje familiar la mejor experiencia posible, basada en mi propia experiencia familiar (mis padres fueron agentes de viaje) y en investigaciones que he hecho para mi blog de viajes:

  • Planificar con tiempo el viaje. Esto implica involucrar a todos los miembros de la familia que viajarán juntos; desde el más pequeño hasta la bisabuela, si es el caso. Que estén de acuerdo todos con el destino a visitar, y que sea un lugar “friendly” para todos.  No se trata de complacer a uno o dos, o de que sea un motivo de tensión entre la familia. Recordemos, es una pausa de lo cotidiano para dedicarnos a disfrutar y dejar a un lado el estrés.
  • Hacer un presupuesto. Es parte de la planificación. Los asesores financieros recomiendan ahorrar con tiempo para el viaje de tus sueños y no endeudarte para hacerlo y pagarlo con creces por mucho tiempo después. Se disfrutará más con la primera opción.
  • Investiga mucho sobre el viaje que quieras realizar.  A los expertos en el mundo digital les será pan comido encontrar la fecha ideal para las mejores ofertas donde quieran ir. Pero si no es tu caso, a la hora de viajar en familia es recomendable evitar sorpresas e imprevistos desagradables. Lo mejor es irte a lo seguro y un buen asesor de viajes, o tu agencia de confianza, te ayudará a encontrar lo que más se ajuste a tu plan y te minimizará cualquier riesgo.
  • Lleva un botiquín de medicamentos con todo lo que tú y tu familia puedan necesitar. Saca un seguro de viajes que les cubra accidentes y atenciones médicas. Donde lo saques que te den un listado de los centros médicos más cercanos que te puedan asistir con el seguro en caso de emergencia.
  • Lleva copias, físicas y en digital de tus documentos. Ya sea que las envíes a tu correo o le hagas fotos con tu celular, de todos los documentos de viaje de la familia, y las tarjetas de crédito que lleven.
  • Si viajas en avión con niños pequeños o personas muy mayores… de ser posible, evita vuelos con escalas. Si es inevitable, lo recomendable es que no sean muy largas. Llévale a tus hijos para las horas de aeropuerto y vuelos sus juegos y libros favoritos que no ocupen mucho espacio. También hay juegos de mesa en versión más pequeña ideales para los vuelos y con el que los miembros de la familia que estén sentados cerca también se pueden integrar. Otra idea sentar a los pequeños en las ventanas, así podrán ir contemplando el paisaje y tendrán una distracción más.      Toma en cuenta también, si viajas con niños pequeños y envejecientes, evitar caminatas largas, extensas visitas a museos, el tipo de restaurantes a visitar o lo que comerán… Procura un balance entre conocer y llevar un ritmo relajado, con pausas para que tengan tiempo de comer tranquilos y descansar.
Parte de mi familia en Lake Lashaway, Massachussets
  • Háblales a tus hijos sobre el lugar a visitar.  Cuéntales sobre su cultura e historia. Si toman un tour explícales lo que no entiendan del guía, dales participación, que se sientan también protagonistas del viaje y que descubran y aprendan junto a ti todo lo de interés del nuevo destino. ¡Viajar para mí es la mejor forma de aprender geografía e historia universal!
  • Sé práctico con el equipaje. Si, lo sé, es MUY difícil, y más cuando se viaja con niños. Dependiendo del lugar, por ejemplo, debes plantearte en qué vas a transportar a tu bebé; coche o mochila portabebés. Por lo general un cochecito ligero y plegable es lo más adecuado. En cuanto a la ropa, tanto para ti como para tus hijos, procura hacer combinaciones y no llevar piezas de más. Por ejemplo; con un jean, un pantalón sport y un short, puedes usar tops neutrales que combinen entré sí y sacar hasta 7 o más cambios de ropa. Claro, hay que tomar en cuenta la época; sabemos que en verano por el calor y las actividades al aire libre las prendas se ensucian más fácil que en invierno.

¡Espero que estos consejos te hayan sido de utilidad para planificar tus próximas vacaciones en familia!

➡Mientras aquí te dejo una recopilación de destinos visitados con su reseña en el blog, los que considero ideales para ir en familia:

A la hora de planificar tus vacaciones familiares es importante tomar en cuenta que hay factores que se salen de nuestro control, como el clima; un crucero en septiembre por el Caribe será más barato que en julio, pero un huracán podría estropearte las vacaciones. Hay que ser flexible y tener un plan B.

Pero siempre ten presente que sacar esos días fuera de tu entorno, desconectarte y, a la vez, reencontrarte con los tuyos, más que un gasto es una inversión en salud y bienestar familiar.

»»»»»»»»»»»»»»»»»»»»»»»»»»»

¿Te fue de utilidad este post?

¿Tienes alguna pregunta o más tips con los que puedas colaborar?

¡Feliz de que me escribas y dejes tu comentario! ⬇💙

 

firma_ony_valdez boton-no-olvides-dejar-tu-comentario
Acerca de Onysela Valdez 85 Articles
Ony Valdez Periodista, Productora, Locutora, Relacionista Publica y Bloguera. Fundadora de este blog de viajes. Si quieres escribirme un correito, puedes ir a la sección de contacto💙

4 Comments

  1. Justo en estos momentos estoy planificando nuestras vacaciones
    en familia y he aprovechado algunos de estos tips para incorpóralos a los preparativos.
    Gracias!!

1 Trackback / Pingback

  1. Mujeres Que Viajan con Amigas…O Solas

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*


A %d blogueros les gusta esto: